Resumen sobre la NUEVA LEY DE PATRIMONIO CULTURAL VASCO aprobada ayer, 09/05/2019

Resumen sobre la NUEVA LEY DE PATRIMONIO CULTURAL VASCO aprobada ayer, 09/05/2019

Con la Ley 7/1990, el País Vasco fue una de las primeras Comunidades Autónomas del Estado español en regular un ordenamiento jurídico que garantizase la defensa, enriquecimiento, difusión y fomento de su patrimonio cultural. No obstante, la incesante evolución del concepto de patrimonio cultural, cada vez más extenso y plural en su significado, y la experiencia derivada de su aplicación, en virtud del ejercicio de la competencia exclusiva en materia de patrimonio cultural, ha derivado casi tres décadas después en la redacción de una nueva Ley, aprobada el pasado día 9 de mayo con un amplísimo y gratificante refrendo político.

Desde GPAC y junto a la Cátedra Unesco Paisajes Culturales y Patrimonio, hemos participado activamente en un largo proceso de elaboración que se inició en el año 2013, dando como resultado el texto actual, en sintonía con las nuevas tendencias y sensibilidades imperantes en el ámbito internacional, que se enmarca dentro de las leyes de 4ª generación. Son numerosas las novedades introducidas en el nuevo anteproyecto, muchas de las cuales se mencionan en su amplio preámbulo, y que en definitiva van encaminadas a obtener un modelo de gestión más eficaz y eficiente que brinde una protección integral y transversal al patrimonio cultural vasco.

Comentando algunas de las novedades introducidas, destaca la creación de un Órgano Interinstitucional del Patrimonio Cultural Vasco, que como se tipifica en en el art. 5.2, fija una coordinación y cooperación efectiva, no sólo entre las distintas escalas de la administración cultural, sino también –de forma transversal- entre éstas y el resto de administraciones sectoriales implicadas. Debido a la particular idiosincrasia de la estructura administrativa de la Comunidad Autónoma del País Vasco derivado de la Ley 27/1983 de Territorios Históricos, consideramos un gran acierto su regulación por ley que, por otra parte, atiende una antigua demanda formulada ya en el Plan Vasco de Cultura de 2004.  Se ha regulado así mismo, una nueva categorización de bienes culturales en función de su tipología, ampliándose el régimen de protección con una nueva regulación que distingue tres niveles de protección: Especial, Medio y Básico. Con respecto a la tipología de patrimonio cultural inmueble, destaca el incremento de las figuras de protección de carácter colectivo, donde se plasma una mirada más amplia hacia el concepto de paisaje con las incorporaciones de la figura de “Paisaje Cultural” y los conceptos de “Entrono de protección” y “contaminación visual”. Se han establecido también, Criterios Comunes de Intervención para todos los bienes inscritos en el Registro del Patrimonio Cultural Vasco y Criterios Específicos de Intervención para bienes de protección Específica y Media, todo ello de acuerdo con la tradición normativa internacional generada a raíz de la Carta de Cracovia (UNESCO,2000). Desde el punto de vista de los patrimonios específicos, es relevante la incorporación del Patrimonio Industrial y el peso e importancia adquirido por el Patrimonio Inmaterial, cuya regulación se pormenoriza distinguiendo una amplia categorización de Bienes Culturales Inmateriales e incorporando instrumentos específicos de protección: Inventario de BCI la CAPV, Órganos de Gestión Específicos y Planes para la Salvaguarda del Patrimonio Cultural Inmaterial.

Queremos finalizar afirmando que el balance de la Nueva Ley de Patrimonio Cultural Vaso aprobada, es positivo, con un texto integrador y adaptado a las nuevas dinámicas del contexto contemporáneo, que contempla una regulación más completa y actual en la medida de lo que permite la competencia autonómica. Nos encontramos ante una Ley perfectible, como cualquier otra, pero que debe considerarse innovadora en bastantes aspectos.

Sesión de aprobación de la ley del 9 de mayo de 2019 en el Parlamento Vasco (Vitoria- Gasteiz). Foto gentileza del periódico “Diario.es”

Comparecencia de Arturo Azpeitia Santander, miembro de la Cátedra Unesco Paisajes Culturales y Patrimonio y miembro del GPAC, en la Comisión de Cultura Euskera y Deporte del Parlamento Vasco efectuada en octubre de 2017.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *